agosto 22, 2011

Los ‘kikos’: ultracatólicos españoles, italianos y brasileros

Escrito por la redación

El Papa ya se fue de Madrid y terminó la Jornada Mundial de la Juventud [Católica]. La jornada superó todas las expectativas. Se reunieron alrededor de dos millones de jóvenes de todo el planeta; muchos lationamericanos que mostraron las energías y dipsosición para re-evangelizar al antigüo evangelizador. No todas las fuerzas sociales se concentran en el moviemiento del 15-M o en las portestas anti-papistas. También está aquellos que no sólo ya está re-evangelizando a España desde dentro, sino que ya también se expanden rápidamente fuera de España, así como lo hiciera alguna vez el Opus Dei (aunque sin el mismo lustre, dicen). A pesar de que se dió por terminado la JMJ, hoy lunes las principales vías de la ciudad siguieron tomadas por los movimientos católicos. Causó particular interés (y tráfico) la reunión del movimiento neoconservador “Camino Neocatecumenal”. Su fundador y líder, Kiko Argüello ha causado gran curiosidad, sobre todo porque ha sabido transformar un pequeño movimiento en uno de los movimientos que más rápido crece en el universo católico. Y lo ha hecho con un estilo conservador militante desde fuera de la estructura clerical.

El diario español El País le hizo un perfil en 2008 al que llamó “el lider del movimiento neoconservador más poderoso de la Iglesia”:

Argüello, de 69 años, es un hombre seco, ligeramente encorvado, de barba luciferina, pelo blanco, rostro áspero y carmesí, y los ojos cargados. Viste un raído traje negro y camisa y corbata oscuras; se aferra a una Biblia cubierta por una funda negra de piel. En los momentos de tensión enciende sin parar cigarrillos sin filtro que machaca al instante. Tiene una voz de galán quebrada por el tabaco, los cánticos y miles de sermones. Recuerda al predicador de un western.

Sobre su estilo de prédica, su liderazgo y credo señalaron:

[Con el cobro de diezmos a sus seguidores, ellos] Son los que engrasan económicamente su organización; sin embargo, rara vez se mezcla Kiko con sus seguidores de base. Viaja continuamente por todo el mundo. Dice que subsiste gracias a las limosnas. Al mismo tiempo tiene hilo directo con el Vaticano. Y para sus fieles, con el mismo Dios. “Kiko no se ha inventado nada, le ha inspirado el Espíritu Santo”, dicen. Kiko Argüello es célibe y viste de negro, pero no es cura. “Nunca se pondría a las órdenes de un obispo”, explica un antiguo seguidor. Predica, pero no tiene una formación teológica. Resuelve los conflictos existenciales de sus discípulos, pero no es psicólogo. ¿Quién es Kiko? Él se define como un artista. “Un pobrecillo, un pecador; el día más feliz de mi vida será cuando muera. Reza por mí”. Si se le pregunta acerca del culto a la personalidad que gravita en torno suyo, su piel adquiere un tono encarnado y contesta con cara de pocos amigos: “En la Iglesia siempre hay alguien que inicia”. Tras escucharle en varios actos del Camino y hablar con él en un puñado de ocasiones, se saca la impresión de que Kiko Argüello es un iluminado ultraconservador que domina la palabra y el gesto; con un humor cambiante; místico, magnético y halagador. Y también portador de toda la cólera divina. “El infierno existe”, remacha. Tenaz e insistente. Dotado, según un monseñor, de “una santa testarudez”. Tremendista. “El anticristo está por llegar. Europa camina hacia la apostasía”. Según él, perseguido. Un mártir en potencia. Transmite el mensaje que le ha comunicado Dios sin papeles ni fisuras. Con desparpajo. Sin florituras.

[...]

En sus respuestas, Argüello condena radicalmente el matrimonio de las personas del mismo sexo. Los anticonceptivos. El aborto. La eutanasia. Y las ideas socialistas. Y el separatismo. Y a los religiosos progresistas. Y a los obispos tibios. Y a los jesuitasizquierdosos . Y a los curas que no ceden sus parroquias al Camino. Y a los monseñores poco complacientes. Es decir, a los que no piensan como él. Y él tiene las ideas claras. “Claro que existe el demonio; está entre nosotros, es un ángel caído”.

A pesar de que en la Iglesia católica algunos jerarcas habían mostrado dudas sobre si apoyar abiertamente a este movimiento o no (son vistos como un movimiento anticlerical que suele tomar el control de las parroquias de forma agresiva), en junio de 2002, la Curia vaticana decidió apoyar un esfuerzo de institucionalización de esta “secta intraeclesial”. El Consejo Pontificio para los Laicos informó que se había decidido “la aprobación ad experimentum, por un periodo de cinco años, de los Estatutos del Camino Neocatecumenal“. Desde entonces no se han vuelto a confirmar (o no) los estatutos. Sin embargo, el moviento recibe el apoyo y pastoreo del Cardenal Arzobispo de Madrid (Antonio María Rouco Varela). Según el propio Argüello, el Camino Neocatecumenal agrupa a 1 millón y medio de fieles en 6 mil parroquias de 106 países.  Habrá que ver también si la expansión en China que tienen planeada es tan exitosa como profetiza el líder. Por lo pronto, este lunes 22, los kikos lograron reunir 200 mil personas en su encuentro celebrado en los alrededores de las cibeles de Madrid. La mayoría, al parecer, eran italianos, españoles y brasileros. Su éxito ya es rotundo y, al menos por hoy, en las calles y en los medios, le sigue al éxito que tuvo el Papa.

Acá un fragmento de una entrevista que le hicieron a Argüello en 2009:

 


Si te gustó esto te recomendamos...

3 comentarios a “Los ‘kikos’: ultracatólicos españoles, italianos y brasileros”


  1. Leslie Lascari
    Twitter: lesmi21

    Estimados compañeros, comparto mi perspectiva:

    He podido ver en línea desde México la celebración en Madrid, como bien dicen fueron 200,000 personas reunidas en dicho encuentro, este movimiento o bien, como ha sido declarado por el Vaticano, este itinerario de formación cristiana es fiel y obediente a la Iglesia, tan es así que habían obispos y cardenales de todo el mundo en dicho evento, su fundador ha sido nombrado hace unos meses como Consultor del Pontificio Consejo para la Promoción de la Nueva Evangelización, con ello quiero decirles que es un grupo totalmente apegado y obediente a la Iglesia Católica.

    El evento de hoy tenía un objetivo en específico, después de vivir intensamente la Jornada Mundial de la Juventud (asistiendo a las Misas, adorando a Jesús Eucaristía, asistiendo al Viacrucis, evangelizando por las ciudades de España y escuchando las catequesis de los obispos y palabras del Papa), se requería recoger esos frutos de todo lo vivido, es decir preguntar sobre vocaciones, en específico por sacerdocio, vida consagrada o misión ad gentes, por lo que se han levantado 8,500 jóvenes que sienten el llamado para servir a SU IGLESIA, no al Camino, sino muchos de ellos se van a seminarios diocesanos u órdenes religiosas (capuchinos, franciscanos, dominicos etc, congregaciones religiosas (misioneras o de clausura) o misión ad gentes.

    Reciban muchos saludos y agradezco la oportunidad de compartir mi punto de vista.

    Leslie Lascari